Cómo se prepara una sesión de fotos profesional

Una sesión de fotos profesional es una actividad que conlleva una preparación muy intensa para que todo salga perfecto. Exponemos todos los detalles imprescindibles para conseguir los mejores resultados.

La preparación

Planificación

El fotógrafo tiene que tener claro qué quiere el cliente y cómo conseguirlo. Es en este momento en el que la creatividad se convierte en el eje sobre el que gira la actividad del fotógrafo. Una vez aclaradas las ideas sobre las que versarán las imágenes, hay que coordinar la agenda de ambas partes y, lógicamente, presentarle un presupuesto al cliente que ha de aceptar para dar el siguiente paso.

Guionizar la sesión

Es muy importante contar con una escaleta detallada en la que se incluyan todos los detalles y horarios de la sesión. Resulta imprescindible incluir en este documento la cantidad de personas que acompañarán al fotógrafo, solicitar los permisos oportunos para tomar las imágenes en lugares públicos o bien reservar los espacios cerrados en los que se desarrollará la idea prevista.

El equipo humano

El profesional de la fotografía ha de contar con especialistas en iluminación, estilismo y decoración entre otros sectores. La coordinación, el conocer exactamente qué desea el cliente y mantener una buena comunicación entre todos los que participan en el proyecto son aspectos fundamentales para lograr el éxito.

Escoger el tipo de cámara y de lentes a utilizar

Dependiendo de sus características, la sesión exige un equipo técnico determinado. Las sesiones al aire libre exigen unas cámaras y unas lentes determinadas que, en ocasiones, son casi opuestas a las que ofrecen mejores resultados en espacios cerrados. La elección ha de ser minuciosa ya que de ella dependerá el devenir de los acontecimientos.

La edición

Durante el trascurso de la jornada, o jornadas, en las que se llevará a cabo el trabajo, se tomarán todas las imágenes posibles. Tras terminar el trabajo, es el momento de la edición. Es, sin duda, uno de los más decisivos para que el resultado esté a la altura de las circunstancias. Resulta fundamental contar también con los estilistas y expertos que han puesto su grano de arena para alcanzar esta meta. El objetivo será el estipulado con el cliente en el primer apartado.

La entrega del trabajo

Es el punto final y el momento más importante. De la profesionalidad y del ajuste a los requisitos del cliente dependerá la aprobación de tu trabajo. En algunas ocasiones, los clientes apuestan por la novedad y por respetar la creatividad del fotógrafo. El éxito siempre estará en el objetivo de tu cámara y en desarrollar tus ideas de forma acertada.

Esperamos haberte ayudado a conocer algo más los pasos necesarios para organizar una sesión de fotos profesional. Teniendo en cuenta estos aspectos, te será más sencillo organizar el trabajo y, sobre todo, conseguir que el mismo sea mucho más llevadero. Recuerda que en la planificación y en tu imaginación residen los secretos para lograr que el tiempo que le dediques a trabajar termine siendo enriquecedor y beneficioso para todas las partes implicadas.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies